5 leyendas urbanas que no te dejarán dormir

¿Cómo estás, querido lector? ¿Crees que posees algo de valor? Deja de presumirle a las niñas y lee esto...
Bueno, yo no sé porque siempre publico sobre casi cada cosa que hago o veo en Internet, pero es que esta vez es especial. Después de haber hecho esto, tuve que sufrir las consecuencias. Así que si crees poder soportarlo, ahora también sufrirás esas consecuencias como yo. Dicha consecuencia es: simple y sencillamente, no poder dormir en las noches. ¿Estás preparado? Te aconsejo que apagues las luces, música y/o cualquier otro sonido..

Algunas Notas Aclaratorias:
-Es un post algo extenso, así que por favor tómate tu tiempo leyéndolas (si es que te atreves).
-Todas fueron sacadas desde Taringa!, pero yo elegí las que me parecieron mejores, ¿de acuerdo?. La primera desde aquí, y las otras 4 desde aquí. Solamente que yo les cambié la imagen.

Empecemos con ésta, no es tan aterradora pero al final del post explicaré porqué me siento familiarizado con ella:
1. El arcade Polybius:

La leyenda urbana sostiene que en 1981, apareció un juego de arcade llamado Polybius en varios suburbios de Portland, incluyendo algunas parte de Oklahoma. El videojuego había sido desarrollado por la firma Sinneslöschen (cuya traducción del alemán es “pérdida de los sentidos”), la cual supuestamente era parte de una rama secreta del gobierno de Estados Unidos — incluso se dice que era un seudónimo de Atari. El juego consistía en manejar una nave que disparaba a una serie de enemigos. La particularidad de este título era que el vehículo se mantenía fijo, mientras que la pantalla giraba en torno a la nave. Polybius se distinguía por sus gráficas de colores chillantes y muchos efectos de luz.
Sin embargo, las luces estroboscópicas del juego provocaban reacciones nocivas en el jugador, como alucinaciones auditivas y visuales, ataques epilépticos, terrores nocturnos, mareos, vómitos y pérdidas de la memoria. Otros aseveran que, con el rabillo del ojo, era posible ver caras fantasmales en la pantalla, así como mensajes que incitaban a la apatía social, la rendición de la voluntad, el no cuestionamiento de la autoridad, o el suicidio. También se dice que, junto con los estruendosos sonidos del videojuego, era posible escuchar voces y lamentos.
Esta leyenda urbana tambén se vincula con los Hombres de Negro. Varios jugadores dicen que dos hombres de traje negro aparecía en las salas de juego para apuntar sobre los efectos del videojuego. Incluso se comentó que los agentes se quedaron atónitos cuando miraron a la pantalla de la máquina. Al final, los periódicos de Portland publicaron sobre el fallecimiento de un jugador a causa de un ataque epiléptico. Al día siguiente, los Hombres de Negro acudieron a todas las salas, llevándose las unidades de juego, para nunca más volver. Esta leyenda urbana es tan conocida, que incluso fue honrada con una aparición en Los Simpson.

2. Algo bajo tu cama:

La citada historia le sucedió a una niña de 9 años, hija única de padres de gran influencia en la política local; esta niña tenía todo lo que hubiese querido y deseado una niña normal, con buena educación, pero con una soledad incomparable. Sus padres solían salir a fiestas de caridad y reuniones del ámbito político, y la dejaban sola.
Todo cambió cuando le compraron un cachorro de raza grande para que cuidase a la niña cuando creciera, pasaron los años y la niña y el perro se volvieron inseparables. Una noche como cualquier otra los padres fueron a despedirse de la niña; el perro, ya acostumbrado a dormir con la niña, se tumbaba bajo de la cama.
Los padres se fueron y pronto la niña se sumió en un sueño profundo, aproximadamente a las 2:30 de la madrugada, un fuerte ruido la despertó, eran como rasguños leves y luego más fuertes. Entonces, temerosa, bajó la mano para que el perro la lamiese (era como un código entre ella y el perro) al sentir su lengua en la mano se tranquilizó y durmió otra vez.
Cuando se despertó por la mañana descubrió algo espantoso: En el espejo del tocador había algo escrito con letras rojas. Cuando se acercó, vio que era un rastro de sangre que decía así:

"NO SÓLO LOS PERROS LAMEN".

Entonces dio un grito de terror al ver a su perro desangrado en el suelo de su habitación.
Se dice que cuando los padres la encontraron ella no decía otra cosa más que:
"¿Quién me lamió?" y decía el nombre de su perro, se volvió loca y hasta la fecha está en un manicomio y sus padres, tratando de olvidar lo que hallaron en el cuarto y a su hija, se fueron al extranjero.
La incógnita más grande es: según los que fueron a investigar al cuarto de la niña, el perro ya estaba muerto, desangrado en el suelo, desde hace horas. ¿Quién le lamió la mano a la niña debajo de la cama?

3. La sonrisa de payaso:

Una chica sale a altas horas de la discoteca, ha discutido con sus amigas y esa noche volverá a casa sola, incapaz de conseguir un taxi decide volver a su casa andando. Para ello debe cruzar un oscuro parque, decide hacerlo sin pensar mucho en las consecuencias y acelera el paso para llegar a casa cuanto antes.
De repente de entre unos arbustos aparece un grupo de hombres con oscuras intenciones, el grupo acorrala a la chica y mientras la increpan y golpean la empiezan a toquetear, la chica asustada implora por su vida y les pide entre lágrimas que la dejen marchar, es virgen y no quiere tener una experiencia tan traumática como primera vez.
Los hombres entonces le ofrecen una alternativa a la violación, “la sonrisa del payaso”, la chica debe elegir entre ser violada o que le hagan la sonrisa del payaso. La chica que no sabe que es, prefiere cualquier cosa a perder su virginidad violada por un grupo de violentos y elige la “sonrisa”.
Sin mediar palabra uno de ellos saca su navaja y le corta desde la comisura de los labios hasta las orejas, dejando su boca y cara totalmente deformadas y una horrible cicatriz para toda la vida que asemeja la horripilante sonrisa de un payaso.
Existen otras versiones de esta misma leyenda en la que ofrecen apuñalamiento o patada. Las personas asustadas al ver la navaja prefieren recibir una patada. Lo que no saben es que antes de recibir la patada les hacen morder un bordillo de la acera y al patearles la nuca les parten todos los dientes.
En la tercera versión de la leyenda el ofrecimiento es entre puñalada o pellizco, quien prefiere el pellizco tiene que aguantar la tortura de que le arranquen los pezones de un pellizco usando unos alicates
.

4. Accidente en un abismo:

En un lugar de la Sierra Ecuatoriana donde la carretera circula entre montañas y grandes abismos, un matrimonio con su hijo avanzaban con cautela en el coche. Era una noche con mucha niebla y el viaje era muy peligroso.
Regresaban de un viaje en la montaña y se dirigían a su casa por una carretera, poco transitada. De pronto se les apareció una mujer en medio de la carretera con el cuello y la ropa llenos de sangre gritando para que parasen. La familia paró y el marido se bajó del coche. Entonces habló con la mujer que, muy alterada y llorando, le dijo que habían tenido un accidente y que se habían caído con el coche por el barranco. La mujer le rogó que la ayudara, que tenía un bebé y se había quedado atrapado entre los hierros del coche, que bajara y lo sacara de allí.
El hombre cogió su equipo de montaña y se puso a bajar por el barranco. Al rato subió muy nervioso con el bebé en brazos y le preguntó a su esposa dónde estaba la mujer. Esta le respondió que se había sentado en una piedra grande que había allí en la carretera, pero cuando miraron ya no estaba. Entonces el hombre se metió rápidamente en el coche con el bebé y le dijo a su mujer que hiciera lo mismo. Arrancó el coche y se fueron. Su mujer, muy enfadada, le preguntó que por qué se iba con el bebé, que por qué no habían buscado a la mujer, el marido le dijo que se tranquilizara y que cuando llegaran a su casa le contaría.
Cuando llegaron, la mujer le pidió explicaciones a su marido. Este le contestó que cuando bajó y cogió al bebé vio a la mujer muerta, el accidente había sido brutal y su cuerpo estaba cubierto de sangre y el cinturón de seguridad enredado a su cuello.
El espíritu de la mujer era el que le había pedido ayuda para que salvaran a su hijo
.

5. No abras la puerta:


Hace 2 años, estaban en su casa, tan tranquilos, María, una señora de 40 años que se había divorciado recientemente, con su hijo pequeño de tan solo 8 años.
Como era de costumbre María se tenía que ir todas las noches a trabajar, era una mujer con muchas responsabilidades( tanto en su trabajo como en su casa) y no podía atender a su hijo en todo momento. Pero aquel día sería muy diferente al resto; ya que, cuando se encontraban cenando vieron en las noticias que un asesino en serie, muy peligroso y agresivo había escapado del centro penitenciario de la ciudad. Lo más grave de la noticia no era que este interno hubiese escapado, lo peor era que había sido visto a pocas manzanas del hogar de la familia.
Esto provocó la incertidumbre de María que al irse al trabajo tenía que dejar a su hijo solo en casa.
Maria para prevenir desgracias cerró las ventanas, puertas, y le explicó lo
siguiente a su hijo:

- No abrás ninguna ventana ni las puertas. Aunque llevo las llaves, por si ocurre algo, yo golpearé 3 veces seguidas la puerta o simplemente me reconocerás por la voz y entonces sabrás que soy yo.

Llegado el momento, María se fue a trabajar y dejó a su hijo solo. Éste, lleno de miedo, cerró la puerta a cal y canto y se puso a ver la tele para relajar la mente.
Al cabo de rato, el chico ya estaba dormido cuando de pronto llaman a la puerta. POM...POM.... el chico se despertó y aterrado se dirigió muy despacio hacia la puerta y dijo:

- ¿Eres tú mamá?.

La respuesta vino con otra serie de golpes acompañados de un susurro escalofriante que decía: JABREME DA PUETA. El niño atemorizado huyó hacia su habitación donde se pasó la noche llorando y esperando a que llegase su madre, hasta tal punto que se quedó dormido.
Al día siguiente cuando se levantó se dio cuenta de que su madre no había vuelto. Y aún con miedo se dirigió a la puerta que conducía a la salida de la casa y se encontró a su madre con las piernas cortadas (por lo que no pudo llegar al timbre), la lengua cortada (por lo que no le pudo reconocer la voz) y totalmente ensangrentada.
Desde ese día este chico tuvo que ser hospitalizado en un psiquiátrico y no pudo dormir sin sufrir constantes pesadillas...

Espera, espera, un segundito antes de que huyas corriendo: Recuerda que fueron leyendas urbanas, y no necesariamente son verdaderas, cree lo que quieras creer.

Ah, y sobre la primera leyenda: No sé si fué el mismo juego, pero dicen que ha un primo mío le pasó eso una vez, luego de jugar en un arcade. El muchacho atacó a su madre, mientras tenía una especie de convulsión. Pero ahora él y su madre están bien, aunque el arcade fue quitado del local, hace mucho tiempo ya. ¿Quieres creerlo?...

¿Te gustaron? Dímelo en los comentarios (si no es que estás abrazando a tú mamá y llorando como un niño luego de leer XD).
PD: ¿Como que dejé la mejor para el final, no?
Que la pasen y sueñen Pura Vida.

14 comentarios:

Rogue Leader dijo...

Lo de polybyus es muy curioso, hace unos años vendian el supuesto arcade original, en Ebay, pero a segun a las pocas horas desaparecido, o sea que alguien lo compro.

Saludos

MegaJiem dijo...

Sí, es bastante curioso.. como dije al final del post, supuestamente a un primo mío le había pasado eso, aunque no sé si fue el mismo juego.

En fín.. gracias por comentar RL, Pura Vida.

Carlos Javier Eguren Hernández dijo...

Me he reído muchísimo (sí, soy un poco raro xD).

Para el 31 de octubre, vísperas del Día de los Difuntos (o Halloween por el mundo anglosajón) deberías hacer otra tanta de esto.

Genial idea, MegaJiem. Felicitaciones.

MegaJiem dijo...

Je je, pues gracias. Y supuse que te gustaría esta entrada, porque eres, bueno, tienes tu blog El Antro de los Vampiros, ¿no? jeje.

Gracias por comentar. Pura Vida.

Lion dijo...

Yeah a mi me gustan un buen las leyendas urbanas y no habia checado ninguna de estas jejeje

Apenas lei una sobre el juego de la leyenda de zelda, tal vez luego lo ponga

y ...saludos!!!

MegaJiem dijo...

Ajá, ya leí esa sobre la Legenda de Zelda, está en ese post de Taringa que mencioné, en el primer link (supongo que es la misma a la que te refieres).

Pura Vida Lion.

Taker dijo...

Las 3 mejores son las del final.

Ahora, las 3 bien podrían ser ciertas sin mayor problema.

La 4 la 5 mis favoritas.

La del fantasma en específico, dicen que muchas veces suelen presentarse así.

Saludos

MegaJiem dijo...

Hey Taker, gracias por visitar mi blog, eres completamente bienvenido.

La del final es mi favorita, esa de "no abras la puerta".

En fín, gracias por comentar.
Pura Vida.

Jedi Ninja dijo...

las mejores según yo: la de polybyus y la de algo bajo tu cama. lástima que ya no me den mucho miedo esas cosas, así que hoy voy a dormir como un bebé. pero hay una que leí en una revista que sí no me dejó dormir. ya no compro la revista porque todas las demás secciones están muy aburridas, pero por ahí la debo de tener guardada. no me preguntes donde, pues no creo encontrarla (ya te imaginarás cómo tengo mi cuarto).

salu2

MegaJiem dijo...

Ja ja, igual que el mío seguro. Yo me asusté un poco leyendo esas en Taringa ja ja, si te fijas en el segundo link, verás que hay unas fotos.... (sin mencionar que estaba con las luces apagadas y todo eso XD).

En fín, Pura Vida Jedi.

v kaos dijo...

ala
no manches me asusto la de algo bajo tu cama

yo me quede asi °_°
no mames
ya no puedo dormir bien en mi cama pensando que puede aver algo jejje
bueno adios pasala chido °_°

MegaJiem dijo...

Je je, de todas las que me leí estas 5 me parecieron las mejores.

Ten felices pesadillas V kaos!!

v kaos dijo...

JAJAJA OOK

MIS PESADILLAS SON ERMOSAMENTE HORRIBLES JEJEJE
FREDDY KRUEGER SE METIO
VAJO MI CAMA
JAJA TE ENGAÑE JEJE
SI OOK
SI GUE PUBLICANDO COSAS INTERESANTES AMIGO

MegaJiem dijo...

Claro! gracias V kaos, Pura Vida.